Fuente: Laudelyn Sequera, Analítica.com

Efectivos de la Policía de Aragua y de la Guardia Nacional se encuentran desplegados en las calles y los establecimientos de venta de alimentos de la población de Villa de Cura, en el estado Aragua.

Crédito Archivo Caraota Digital

Crédito Archivo Caraota Digital

Los comerciantes trabajan con las santamarias y rejas abiertas a medias. Las medidas la tomaron como precaución ante los hechos violentos registrados los días lunes y martes en este poblado, donde personas ingresaron a una panadería y  a los galpones de la empresa Alpina y se llevaron a la fuerza todos los productos.

El concejal del municipio Zamora, Francisco Álvarez, informó este miércoles  se percibe una tensa calma en toda la ciudad, a pesar que todas las actividades se desarrolla en completa normalidad.

Igualmente calificó como irresponsables las declaraciones del alcalde de este municipio, Maikel Reyes, en las cuales señala a la oposición venezolana de haber financiado y provocado los hechos de violencia en la población de Villa de Cura.

“No se puede acusar a un grupo político por la  reacción de un pueblo  hambriento  y desesperado por no  conseguir alimentos, lo que vivimos en los dos últimos días se evidencia el hambre del pueblo”, dijo Álvarez.

El concejal dijo que  a pesar de esta situación, no se puede aceptar que se generen actos vandálicos contra establecimientos privados.  Informó que un promedio de 25 personas que fueron detenidas por estos hechos serian presentadas este miércoles ante los tribunales.

comparte