Fuente: Patria María Araujo,  Diario de Los Andes

Las granadas explosivas forman parte del arsenal de guerra exclusivo de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, pero en la última década los hechos con este tipo de artefacto se han incrementado en Venezuela y el estado Trujillo.

Archivo Diario de Los Andes

Archivo Diario de Los Andes

Esta arma letal que causa liberación súbita de destrucción es mortal, produce una onda explosiva que arrastra gases y fragmentos de metales en diámetro superior a 75 metros; por ello resulta apetecible para las organizaciones criminales con el fin de ejecutar sus acciones o hacer frente a las autoridades.

Alí Díaz, jefe de la Base Territorial del Sebin Trujillo declaró a Zona Roja que la coyuntura política inducida hizo que se inocularan factores desestabilizadores ligados al paramilitarismo, producto de actores nativos e internacionales adversos al Poder Ejecutivo legítimo. Se le suma la extensa zona fronteriza con Colombia, caso de los estados Zulia y Táchira, de los cuales Trujillo es vecino inmediato.

La autoridad del Sebin reveló que las granadas utilizadas por el hampa en el estado Trujillo según las incautaciones realizadas son de fabricación israelí, modelo AM26N2, sin seriales o con seriales alterados. Por esos datos, el artificio explosivo procede de Colombia y no es posible verificarlos con exactitud, pero sería proporcionado por grupos paramilitares.

Otra teoría tiene que ver con la sustracción de granadas desde las Fanb, pero según Díaz del Sebin Trujillo, es imposible el extravío de cualquier elemento de ese tipo, por la cadena de custodia a la que está sujeta, con detalles y responsables; agregó además que: “El Estado y Ministerio Público son muy celosos con el resguardo de ese material”.

Un precedente de sustracción de 10 granadas de mano y 2 tipo ofensivas, se produjo en la 51 Brigada de Infantería de Selva, en el estado Bolívar, en noviembre de 2006; por ello fueron condenados seis soldados por el delito militar de Sustracción de Efectos Pertenecientes a las Fuerzas Armadas.

Entre 2013 y 2015 más de 18 personas fallecieron a raíz de la manipulación de este objeto en Venezuela, según estudio de la Oficina de las Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito; mientras que en el estado Trujillo, ocho eventos con granadas sorprendieron a la colectividad hasta el pasado mes de junio del corriente.

En Zona Roja se retoman los hechos delictivos y ataques con granadas explosivas los últimos cinco años. Tres casas policiales Cicpc, Polisucre y Brigada de Orden Público Valera fueron atacadas con ese dispositivo, en circunstancias relacionadas en la lucha frontal contra el hampa y que dejó al descubierto la molestia de los criminales y por supuesto la ofensiva.

Caso 1
Fecha: 25-12-2012

Lugar: Internado Judicial de Trujillo

Municipio: Trujillo

Estatus: detonó

Víctimas: murió el reo Jonathan Infante y 18 personas heridas

Caso 2
Fecha: 13-05-2013

Lugar: Sede Policía Municipal de Sucre

Municipio: Sucre

Estatus: no detonó

Víctimas: ninguna

Caso 3
Fecha: 6-09-2013

Lugar: Sede Policía Municipal de Sucre

Municipio: Sucre

Estatus: era un facsímil de granada

Víctimas: ninguna

Caso 4
Fecha: 11-05-2014

Lugar: Estacionamiento del Centro Comercial Mercedes Díaz

Municipio: Valera

Estatus: detonó una y otra quedó en el lugar

Víctimas: muere Antonio José Márquez (26) “El Loco Toño”

Caso 5
Fecha: 17-05-2014

Lugar: Brigada de Orden Público

Municipio: Valera

Estatus: Detonó

Víctimas: Ninguna

Caso 6
Fecha: 13-08-2015

Lugar: Sede del Cicpc

Municipio: Valera

Estatus: Detonación controlada

Víctimas: Ninguna

Caso 7
Fecha: 24-04-2016

Lugar: sector El Patiecito

Municipio: Carache

Estatus: No detonó

Víctimas: Enfrentamiento dejó 6 abatidos y un oficial muerto

Caso 8
Fecha: 23-06-2016

Lugar: Las 52 casas de La Beatriz

Municipio: Valera

Estatus: No detonó

Víctimas: muere Johendry Linares (24) “El Titi”.

 

 

comparte