03/04/08. Caracas. “Todo un éxito”. Así, el representante legal de los vecinos de Baruta, Alfredo Romero, expresó el sentir de los ciudadanos ante la suspensión del proyecto de construcción de viviendas en La Carlota, anunciada por el vicepresidente, Ramón Carrizalez. Romero alertó, sin embargo, que mientras no exista un documento firmado ni un acto formal donde conste que se paralizaron las obras de construcción en La Carlota no dejarán de luchar, ya que “el hecho de que la suspensión sea un triunfo vecinal no significa que vayan a terminar la presión y las acciones en la calle”, indicó. El representante legal destacó que el único objetivo beneficioso para la población es la construcción de un parque verde. “No se negociará si se va a hacer en La Carlota un parque o no; el presidente Chávez ya empeñó su palabra y esperamos que cumpla con su promesa”. El proyecto que quedó atrás era para “servir los intereses privilegiados del Gobierno a través de la construcción de viviendas para los militares”, añadió. Según Romero, las declaraciones del ministro de Cultura, Francisco Sesto, implican la clara aceptación de que los vecinos tenían razón al considerar ilegales las obras en La Carlota. “El Gobierno debe, antes de sentarse a dialogar con los vecinos, rendir cuentas sobre el dinero que se ha invertido en esas construcciones ilegales”, gastos que contemplan mucho más que la indemnización a la constructora que ya tenía un contrato suscrito para la realización de las obras. Romero añade que “ya se han hecho movimientos de tierra que han generado costos para la ciudadanía”, y exige una respuesta sobre quién pagará los gastos. Fuente: Ultimas Noticias. Pág. 6. Caracas. 03/04/08. Odilia Abreu.


comparte