Caracas.. Fase oscura Rocío San Miguel señaló que a pesar del buen desempeño de la Comisión Nacional para la Reforma Policial, la polémica que ha desatado la Ley de Policía Nacional denota los vicios de otro instrumento legal concebido desde el Ejecutivo, pues considera que no hay un mecanismo de contraloría eficaz. “Estamos ante una ley muy polémica que no está clara, pero en técnica legislativa se expresa claramente que las leyes no necesitan ninguna explicación y todas deben ser entendidas, porque tal vez esas declaraciones del presidente Hugo Chávez y los ministros de Defensa y de Relaciones Interiores y Justicia están llenas de buenas intenciones, pero todo eso que han dicho no está necesariamente expresado en el contenido exacto de la ley”, explicó la ex asesora jurídica del Consejo Nacional de Fronteras. Consideró que el texto de la ley, tal como fue concebido y aprobado después del trabajo de la Conarepol, entró en una fase oscura en la cual se le añadieron y eliminaron aspectos que le dieron otra orientación al propósito original. Expresó en principio lo que más habían destacado es que el cuerpo de Policía Nacional iba a ser de carácter civil, pero comentó que los ministros han confesado de forma abierta que eso tampoco será necesariamente de esa manera. “Este podía ser uno de los aspectos progresistas de esta ley, pero hemos descubierto que eso tampoco será así”, indicó la experta Rocío San Miguel. Fuente: El Nacional. Sucesos/12

comparte