Fuente: 2001

Con el objetivo de contrarrestar las mafias en el sector panadero, un total de 3.900 funcionarios de la Fuerza Armada Nacional, Policía Nacional Bolivariana, Superintendencia de Precios Justos (Sundde) y Superintendencia Nacional de Gestión Agroalimentaria (Sunagro) fueron desplegados en las panaderías de Caracas para garantizar la producción del pan y su eficaz distribución.

Crédito Ricardo Zapata, 2001

Crédito Ricardo Zapata, 2001

La Sundde destacó que durante el operativo se verificó que se cumpla con la medida de que se priorice la materia prima que reciben estos establecimientos para fabricar canilla y pan francés en un 90% y el restante en dulces.

El superintendente de la Sundde, William Contreras, informó que el plan “Despliegue del Pan 700” reportó que al menos 21 expendedoras cerraron en la Gran Caracas, por lo que investigarán por qué los dueños decidieron bajar sus santamarías.

Destacó que las panaderías que “reciben la harina de trigo por parte del Gobierno y cierren sin motivo, serán entregados al pueblo”. No obstante, dijo que los comercios de este sector que tengan colas deben ser sancionados porque es un maltrato a los venezolanos. “Si no están cumpliendo, tienen que pasar a manos de los Clap inmediatamente”, insistió.

comparte