Fuente: La Patilla 

La madre de la joven Geraldin Moreno asesinada por la Guardia Nacional durante las protestas del 2014, Rosa Orozco, denunció el asesinato de su hija en la tercera audiencia de la Organización de Estados Americanos (OEA) que realiza esta organización para determinar si funcionarios del gobierno de Nicolás Maduro han cometido crímenes de lesa humanidad.

Crédito La Patilla

Crédito La Patilla

Nota de prensa

“Mi hija murió el 22 de febrero de 2014 cuando militares en motos entraron a la urbanización donde vivo disparando. En el asesinato de mi hija participaron 24 militares, pero solo 2 están presos, el resto aún no han sido juzgados. Los 2 que se encuentran presos actualmente están apelando su sentencia. No me extrañaría que la próxima semana salgan libres porque todo lo que se ha investigado hasta ahora lo rechaza Tareck William Saab”, denunció Orozco.

Declaró que a lo largo de estos 3 años y 8 meses ha pedido que todo el destacamento y la línea de mando estuvieran en investigaciones, pero la respuesta ha sido que hay que esperar”.

Orozco detalló que Caridad Barroso fue el militar que disparó en el cuerpo de su hija y que Alvin Bonilla fue el responsable de disparar a quema ropa en su cara luego de que la joven pidiera clemencia, y precisó que el oficial Frank Osuna es también responsable del asesinato por ser el jefe del Destacamento 24 de la Guardia Nacional en Carabobo para ese momento.

Otros de los militares implicados en este crimen según detalló Orozco son el capitán Pavón y el militar de apellido Pérez. “Pavón era el que tomaba las fotos y los videos para cuando hubiese manifestaciones, pero llama mucho la atención que ese día no filmó ni tomó fotos, pero lo que más impresiona es que ahora él es el comandante en jefe del destacamento 24, mientras que a Osuna lo ascendieron y es el segundo jefe de la Guardia Nacional por el estado Guárico”.

Orozco detalló que todos los militares que estuvieron vinculados al asesinato están activos, salvos los dos que están presos. “Todos activos, siguen en sus cargos y peor aún han sido ascendidos lo que revela la complicidad de las autoridades”, concluyó.

 

comparte