Fuente: Hernán Lugo Galicia, El Nacional 

En febrero de 2016 el ministro de la Defensa, general en jefe Vladimir Padrino López, ordenó una reestructuración de la Fuerza Armada Bolivariana, que en la práctica, permite al Comando Estratégico Operacional fortalecer su dominio sobre el sector militar.

Crédito: Archivo AVN

Crédito: Archivo AVN

En las resoluciones del Ministerio de la Defensa  N.° 013146, del 16 de febrero de este año, y N.° 013224, del 21 de febrero, se establece que Padrino López mantendrá el poder más importante: el de las armas,  al ejercer la jefatura del Ceofanb que manda en los cinco componentes castrenses y, a su vez, ejerce el cargo de ministro.  Y ahora dirige la Misión Abastecimiento Seguro, que tiene bajo sus órdenes a la Vicepresidencia de la República y al Consejo de Ministros. Desde Raúl Baduel (2006-2007) hasta la vicealmirante Carmen Meléndez (2013-2014), solo Padrino López ha tenido la dualidad en los cargos. Desde julio de 2013 controla el Ceofanb cuando era el comandante, y  el 24 de octubre de 2014 fue nombrado ministro de la Defensa y  ratificado en el  Ceofanb,  práctica que se repitió en 2015 y 2016.

La resolución N.° 013224, en el punto 16, reafirma ese poder del jefe del Ceofanb: “Toda orden de operaciones que implique el empleo de la Fuerza Armada en tareas de defensa militar, mantenimiento del orden interno y la participación en el desarrollo nacional será emitida exclusivamente por el Comando Estratégico Operacional a cada uno de los niveles de las Regiones de Defensa Integral”. Es decir, autorizará cualquier movilización de tropa; intervendrá en las decisiones de los cinco componentes castrenses y controla las Unidades de Fuerzas de Acciones Especiales de los componentes, por citar tres funciones.

Una muestra de cómo el Ceofanb pretende evitar cualquier hecho irregular en la FANB está en el punto 14, al establecer como obligatorio que todas las unidades, órganos operativos y dependencias administrativas militares que se desplacen, movilicen personal, material o equipo, sea en labores de capacitación, adiestramiento o ejercicios, deben informar al comandante territorial (Redi o Zodi) “la ruta por donde transiten o el sector donde permanezcan”.

Orden y paz con las armas. La resolución N.º 013224 ratifica la intervención de la FANB en el mantenimiento del orden público en la medida en que los cuerpos policiales sean desbordados. El Ceofanb dictará las órdenes para que la Reserva Estratégica participe en el control del orden interno ante un eventual estallido social. El Observatorio Venezolano de Conflictividad Social, en este sentido, reportó 3.507 protestas en el primer semestre del año; 27% por desabastecimiento y 416 saqueos o intentos de saqueos.

“Las Unidades de la Reserva Estratégica podrán ser empleadas para el control y mantenimiento del orden interno, previa autorización del comandante estratégico operacional”, indica la resolución (punto 10) que, en las disposiciones generales, advierte: “El Ceofanb es quien autorizará el uso progresivo de las unidades en resguardo del orden público”.

Ya la Ley Orgánica de la FANB dispone el uso de la Reserva Estratégica para el control del orden, con las figuras de Reserva Nacional y la Guardia Territorial (artículo 9, 10 y 11) o de la Milicia Bolivariana, con venezolanos que no están en servicio activo, hayan cumplido el servicio militar o sean voluntarios.

Desde el 27 de enero de 2015 la FANB cuenta con la norma para repeler las protestas: la Resolución N.º 008610 que permite el uso de armas contra manifestaciones, la cual fue demandada en el TSJ por la MUD, pero el 27 de julio fue ratificada. “Lo que está prohibido por la Constitución es el uso de armas de fuego y sustancias tóxicas en manifestaciones pacíficas, no así en aquellas que sean o se tornen violentas”, alegaron los magistrados.

Fuentes castrenses aseguran que con estas resoluciones el ministerio  intenta contrarrestar  una “situación irregular” como el 4-F. “Ante una eventual conmoción social (o estallido parecido al Caracazo de 1992) elaboraron los planes Guaicaipuro e Independencia. El primero, para enfrentar cualquier protesta nacional, y el segundo, contra una supuesta invasión extranjera”, indicaron.
Nuevo orden militar

La estructura organizativa del Ceofanb, el Ejército, la Armada,  la Aviación,  la Guardia Nacional y la Milicia Bolivariana fue aprobada por el presidente Nicolás Maduro y el titular de la Defensa, según la resolución N.° 013146, del 16 de febrero de 2016. Sin embargo, no ha sido publicada en la Gaceta Oficial para estar vigente y ser legal.

En la página web de Defensa no aparece la nueva estructura del ministerio: “En construcción”, se lee. Sin embargo, en el portal de la GNB sí, y es similar al documento y resoluciones obtenidas por El Nacional.  No coinciden los de Aviación y Ejército. El organigrama de la Milicia y Armada no están en sus web.

No obstante, la directriz de la resolución comenzó a ejecutarse en 90 días, contados a partir de la suscripción y publicación por los canales regulares; es decir, desde el 26 de febrero, cuando el segundo comandante estratégico, almirante Remigio Ceballos Ichaso, envió la comunicación (número de archivo 50-50-00-00-007, serial 2130-16) a todos los componentes, indican documentos de Min Defensa.

Los comandantes están obligados a entregar los informes sobre el avance de la reestructuración de manera trimestral, semestral y anual a la Dirección Conjunta de Planificación Estratégica del Ceofanb, señala el radiograma remitido por Ceballos Ichaso a los jefes de las Zonas de Defensa Integral, Zodi.

Milicianos cuentan con manual

En la estructura del Ceofanb se destaca que la Milicia Bolivariana aparece con igual orden de jerarquía que el Ejército, la Armada, la Aviación, la GNB y las Regiones Estratégicas de Defensa Integral, como puede observarse en la infografía.

El Frente Institucional Militar y la ONG Control Ciudadano han advertido que la Milicia no está en la Constitución y, por ende, no forma parte del estamento militar, sino que constituye una especie de “guardia pretoriana” creada por Hugo Chávez para defender su proyecto político.

La Resolución N.° 013224 del Min Defensa revela la existencia del Manual Ceo-MC-158 sobre “Adiestramiento de Combate de la FANB y Milicia Bolivariana”.

Aunque los nuevos organigramas del Ejército, la Armada, la Aviación y la GNB tienen características similares en el aspecto administrativo y operacional, la Milicia se diferencia por la existencia de la Milicia Territorial, los Cuerpos Combatientes y la Escuela de Formación para la Defensa. De hecho, esos grupos están en las universidades como la Unefa y la UBV, y tienen como miembros a dirigentes del PSUV como el vicepresidente Aristóbulo Istúriz, la ministra Iris Varela,  los gobernadores de Falcón y Vargas, Stella Lugo de Montilla y Jorge García Carneiro, respectivamente, quienes han recibido la presilla Cívico-Militar 13 de Abril a la Lealtad.

comparte