La Habana. El buque-escuela Cuauhtémoc, de la Armada de México, llegó hoy a La Habana en misión de instrucción y para “traer un mensaje de paz”, según afirmó su comandante, el capitán de navío, Mario Carbajal. El buque atracó este domingo en la terminal de Cruceros del Puerto de La Habana donde permanecerá hasta el próximo martes y podrá ser visitado por el público. La ceremonia oficial de recibimiento estuvo encabezada por el contralmirante Luis González Navarro, segundo jefe de la Marina de Guerra Revolucionaria y el embajador de México en Cuba, Gabriel Jiménez Remus. En declaraciones a periodistas, el segundo comandante del buque, José Francisco González, dijo que la misión de la gira instructiva es “llevar el mensaje de fe y buena voluntad a los países hermanos”. Explicó que el Cuauhtémoc no es un buque de guerra y por lo tanto aunque tiene armamento portátil no está capacitado para entrar en acción en una operación contra el narcotráfico. “En una operación de emergencia podríamos participar siempre y cuando se trate de sobrevivencia en la mar , salvaguardar la vida humana en la mar, pero el barco no esta capacitado para entrar en combate”, anotó. González dijo que México “siempre ha estado abierto a Cuba” y “nos agrada mucho poder expresarle a nuestros hermanos cubanos y principalmente a la Marina cubana que estamos dispuestos a continuar nuestra amistad de toda la vida”. La tripulación del buque-escuela Cuauhtémoc, que visitó esta isla caribeña en 1985 y 1994, cumplirá un amplio programa de actividades que incluye visitas de cortesía al jefe de la Marina de Guerra Revolucionaria. También se reunirá con el presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular (gobierno local) en la capital y visitará la Academia Naval Granma y otros lugares de interés histórico y cultural. La Embajada de México en Cuba señaló que el Cuauhtémoc, procedente de Panamá, tiene una tripulación de 266 integrantes y realiza el Crucero de Instrucción Rouen-2008. Con un desplazamiento de mil 800 toneladas, tiene 90.5 metros de eslora, 12 metros de manga, un puntal de 7.4 metros y un calado de 5.4 metros. Dispone de capacidad para alojar a 280 hombres entre oficiales y 90 guardiamarinas y una autonomía para víveres de 45 días, según la descripción oficial. Tras su visita a La Habana, el navío se dirigirá al puerto Baltimore, Estados Unidos y de allí efectuará un periplo que comprenderá 15 puertos en 11 países, entre ellos Canadá, Irlanda, Francia, Reino Unido, Noruega y Holanda. Fuente: La Crónica de Hoy. México.

comparte