Bolivar. Buscan pistas clandestinas. Allanaron residencias de oficiales de la GN. Autoridades averiguan conexiones con 142 kilos de cocaína incautada la semana pasada. Las residencias de oficiales de la Guardia Nacional en Ciudad Bolívar fueron allanadas ayer por funcionarios de esa institución militar y por efectivos de la policía científica. Las autoridades buscan pruebas sobre las supuestas conexiones entre efectivos castrenses y 142 kilogramos de cocaína incautados el 4 de agosto en la parroquia Sabanita de la ciudad. Desde la semana pasada se han realizado procedimientos semejantes en las viviendas de civiles, agentes de la policía estadal y otros militares. Según una fuente del Teatro de Operaciones 5, las “visitas” son para orientar las pesquisas sobre la ubicación de pistas de aterrizaje clandestinas. Un militar consultado descartó que uno de los allanamientos se haya hecho en la residencia del general José Gregorio Pantoja, jefe del TO5 en Ciudad Bolívar. Esta información también fue negada por el oficial: “No entiendo por qué me involucran, el lunes aclararé la situación en una rueda de prensa”. Las investigaciones son efectuadas por la Fiscalía Quinta del Ministerio Público, con competencia antidrogas, a cargo de Omaira Calderón, junto con el Cicpc y efectivos del Destacamento 81 de Ciudad Bolívar. Inteligencia. La incautación se logró tras un trabajo emprendido por la Dirección de los Servicios de Inteligencia de la GN y el Destacamento 81. Fue hallada en una casa de la calle 12 de Mayo del barrio Nuestra Señora de Fátima. El jefe del Destacamento, Luis Acosta Marcano, dijo que la sustancia estaba distribuida en varios sacos y que cada panela –de 129- tenía un peso de 1,100 kilogramos. Y fue detenido Oliver Rafael Silva Carias, de 34 años de edad, propietario de la residencia y ex funcionario de la policial bolivarense, de donde fue destituido hace 4 años por robo. Silva informó a las autoridades que él sólo estaba encargado de cuidar la mercancía, por lo que recibiría una fuerte cantidad de dinero.Se presume que la droga pertenece al llamado Cártel de los Soles, cuyos integrantes son supuestos militares activos y retirados. Se presume que la cocaína procedía de Colombia. Fuente: El Nacional. Sucesos/8 Kristy Spitschka

comparte