Caracas. Gobierno elabora expediente administrativo. El supuesto jefe de Finanzas de una cuadrilla de las FARC, Gabriel Culma, no ha cometido ningún delito en Venezuela, aseguró su abogado. La Oficina Nacional de Identificación elabora un expediente administrativo para evaluar la posible expulsión del país del colombiano Gabriel Culma Ortiz, señalado como jefe de Finanzas y Fronteras de la primera cuadrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia. El abogado del detenido, Lester Mirabal, denunció que Culma permanece en poder de las autoridades desde el miércoles y no desde el viernes, cuando la Guardia Nacional reportó su aprehensión en el aeropuerto de San Carlos de Maroa, estado Amazonas. El colombiano fue apresado porque viajaba con una fotocopia a color de un registro de naturalización a su nombre vencido desde 2004. Los guardias del aeropuerto se comunicaron con la Policía Nacional de Colombia y se determinó que el hombre de 38 años de edad es solicitado por la Fiscalía Antinarcóticos de Colombia. Culma estuvo tres días retenido en Amazonas. El viernes fue llevado a Puerto Ayacucho y de allí lo trasladaron hasta el Comando Antidrogas de la GN en Caracas. Posteriormente, el Gobierno ordenó recluirlo en la Disip, supuestamente por razones de seguridad. Mirabal intentó ver a su cliente el domingo y ayer en la mañana, pero los agentes de la policía política no se lo permitieron. Señaló que Culma está incomunicado y detenido en forma ilegal. “Hasta ahora no hay una causa penal, pues él no ha cometido ningún delito en el país. Solamente hay un expediente administrativo de la Onidex”, explicó. De acuerdo con Mirabal, Culma Ortiz es un desplazado del conflicto colombiano. Dijo que se radicó en el estado Amazonas desde hacer por lo menos cuatro años debido a la intensificación del Plan Colombia. Explicó que están haciendo los trámites para que Culma firme la carta poder que le permita ser defensor en este caso, junto con el litigante Abimilet Méndez. “No descarto que él pueda ser miembro de cualquier organización en Colombia. Pero en Venezuela no ha cometido ningún delito. Y si no hay ninguna solicitud de extradición, entonces tendrán que soltarlo”, afirmó. Mirabal señaló que están dadas las condiciones para solicitar un hábeas corpus ante los tribunales de Caracas. Advirtió que además se comunicarán con representantes del poder legislativo colombiano para denunciar esta detención. Fuente: El Nacional. Sucesos/14 J. I. M

comparte