Bogotá. El extravío de archivos de computador de jefes paramilitares extraditados a Estados Unidos develó irregularidades en las cárceles colombianas y sugiere, según analistas, un doble rasero frente al manejo de información similar incautada a las Farc. Se descubrió que de las celdas de los paramilitares desaparecieron un disco duro y memorias de teléfonos celulares que los ultraderechistas tenían con autorización del Gobierno. El equipo de Salvatore Mancuso había salido del penal el 10 de mayo para ser reparado. La dirección estatal de prisiones (Inpec) dijo ignorar su paradero y el del disco duro de Ramiro Vanoy. El ministro de Interior, Carlos Holguín, aseguró que “se ha identificado” a la persona que presuntamente accedió al ordenador de Vanoy y a quien recibió el de Mancuso. Fuente: Ultimas Noticias. Pág. 62. Caracas. 21/05/08 AFP

comparte