Francia. Ingrid Betancourt justifica al jefe del Estado colombiano. La ex candidata presidencial considera que la cumbre de Falcón fue una imagen de esperanza para quienes continúan en la selva. La ex rehén franco–colombiana Ingrid Betancourt consideró algo justo el beneficio político obtenido por el presidente colombiano, Álvaro Uribe, como resultado de su liberación por el ejército colombiano. “El presidente Uribe logró la liberación de un cierto número de rehenes, entre los cuales estaba yo. Si esto le da beneficio político es justicia”, dijo respondiendo junto con el jefe del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero. Betancourt se reunió con Rodríguez Zapatero, quien se encontraba en París para participar en la cumbre de la Unión por el Mediterráneo, y le expresó sus agradecimientos por la actuación de España en favor de la liberación. “En esta tragedia del secuestro, España siempre estuvo con nosotros, acompañando a nuestros seres queridos”, dijo Betancourt. El mandatario español dijo haber adquirido ante la ex candidata presidencial el compromiso de actuar en favor de la liberación de todos los rehenes aún en poder de las FARC. Rodríguez Zapatero aseguró que seguirá cooperando en este sentido con el gobierno de Bogotá. El dirigente español regaló a la ex rehén dos clásicos de la literatura, El libro de la vida, de Santa Teresa y La divina come dia y dos camisetas, la del ex futbolista Zinedine Zidane, y la de la selección española ganadora de la Eurocopa. En relación con la reunión mantuvieron el viernes los presidente Uribe y Hugo Chávez, Betancourt consideró se trata de una bendición para todos sus compatriotas y una imagen de esperanza para los rehenes de las FARC que siguen en la selva. El secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, también aprovechó su estancia en París para reunirse con la ex candidata presidencial y la invitó a un foro llamado “Rehenes del terrorismo”. Además, el alto funcionario le reiteró su voluntad de buscar una solución al conflicto colombiano. Fuente: El Nacional. Mundo/14

comparte