Bogota. Hermano de Alfonso Cano está dispuesto a contactar al guerrillero. Los líderes rebeldes respondieron así a la propuesta del presidente venezolano Hugo Chávez. Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia negaron estar dispuestas a entregar las armas y seguirán luchando con ideales comunistas y contra el imperialismo, según una carta firmada por Rodrigo Granda y Jesús Santrich, ideólogos del grupo armado. Los jefes guerrilleros escribieron la misiva debido al debate generado por el presidente Hugo Chávez, que pidió a las FARC liberar a los rehenes que aún permanecen en cautiverio y dijo que en la actualidad no tiene justificación la existencia de guerrillas. Sin embargo, Granda y Santrich señalaron que los miembros del grupo armado son “luchadores con principios y comunistas convencidos que asumen con orgullo y persuasión absoluta el combate por la liberación y la justicia social”. “No deshonraremos el altar sagrado de nuestros muertos, no seremos indignos de su sangre que se derramó para que se mantenga la esperanza, no rebajaremos el sacrificio de Bolívar ni el de Martí, como el de ninguno de nuestros próceres de la independencia y la libertad”, afirmaron. “No seremos nosotros, no y mil veces no, quienes bajemos las armas de Marulanda, las armas del pueblo, que se han levantado por la emancipación”, señalaron al recordar a Manuel Marulanda, fundador de las FARC, que murió en marzo. Tras calificarse de marxistasleninistas-bolivarianos, los jefes guerrilleros afirmaron que abandonar la lucha armada es una concesión inadmisible para un revolucionario. “No hay más que decir con Lenin que sólo cuando hayamos derribado, cuando hayamos vencido y expropiado definitivamente a la burguesía en todo el mundo, y no sólo en un país, serán imposibles las guerras”, añadieron. La carta, divulgada por la Agencia Bolivariana de Prensa, no está fechada. Granda es conocido como el canciller de las FARC y fue excarcelado hace un año por el Gobierno colombiano a solicitud del presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, que buscaba un acercamiento con el grupo guerrillero para la liberación de la entonces rehén Íngrid Betancourt. Contacto. El político Roberto Sáenz, hermano del máximo jefe de las FARC, Alfonso Cano, manifestó su disposición a restablecer contacto con el guerrillero en busca de la liberación de rehenes e iniciar un proceso de paz, si cuenta con el aval del presidente Álvaro Uribe. Sáenz, concejal de Bogotá por el partido Polo Democrático Alternativo, señaló que desde hace muchos años no habla con su hermano. “Sin duda alguna lo buscaría. Como cualquier político, él tiene que estar muy sintonizado con un país que ha convocado todas las fuerzas políticas sin ningún distingo para que hagamos un acuerdo de paz y sobre todo para que liberemos a todos los secuestrados”, opinó. Invitó a todos los miembros del secretariado de las FARC “a que hagan alarde de formación política y de sintonía con el país y el mundo, que entremos en un proceso de conversaciones”. Reporte … La Policía de Colombia destacó que no se registró ninguna muerte violenta el domingo, cuando 10 millones de ciudadanos se volcaron a las calles de todo el país para exigir a la guerrilla la liberación de los rehenes que tiene en su poder y clamar por el inicio de un proceso de paz que ponga fin al conflicto armado. “En una manifestación tan masiva el comportamiento fue ejemplar”, agregó el director de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional, Orlando Páez. Las manifestaciones más concurridas se efectuaron en Bogotá, donde salieron a marchar un millón y medio de personas, según el alcalde del Distrito Capital, Samuel Moreno. Fuente: El Nacional. Mundo/15

comparte