Caracas.. La abogada Rocío San Miguel, representante de la organización “Control Ciudadano” consideró que la puesta en práctica del Comando Nacional de la Reserva y la conformación de siete batallones, cuyo decreto fue anunciado hoy, le da la espalda a la decisión tomada por el pueblo venezolano en el referendo constitucional de diciembre de 2007. La Reserva Nacional, que Chávez considera indispensable dentro de su doctrina de la “guerra de resistencia”, con el decreto deja de depender del Ministerio de la Defensa y se constituye en una fuerza aparte, formando el quinto componente de la Fuerza Armada Nacional. La abogada Rocío San Miguel opinó que con la aplicación del decreto “se podría consolidar el brazo armado del Partido Socialista de Venezuela” a través de una “guardia pretoriana” al servicio exclusivo del Presidente. San Miguel considera que el mandatario venezolano, continúa aplicando su proyecto de reforma constitucional, de espaldas a la voluntad manifestada por el pueblo venezolano en el referendo del 2 de diciembre de 2007. “Hoy se ha dado lectura a un decreto que se había publicado el 13 de abril de 2005, a tres años de la formación de la reserva nacional, y se está ratificando el comando de la resistecia nacional como un quinto componente de la Fuerza Armada Nacional, esto contraría la decisión tomada por el pueblo venezolano en el referendo”, indicó la abogada en declaraciones a Globovisión. “Se está fortificando una guardia pretoriana que no está bajo el mando del Ministro de la Defensa, sino que está al servicio exclusivo del Presidente de la República, y de esta forma se estaría consolidando el brazo armado del PSUV”, considera la especialista en Derecho, quien señaló que esto es sumamente peligroso, porque sería un conjunto de ciudadanos armados que están al servicio exclusivo del presidente.. Según la abogada, detrás del decreto está la idea de la “militarización de la sociedad”. Opina que, tal como está planteado en el decreto, la reserva se constituiría en un quinto componente de la Fuerza Armada, sin contrapeso ni controles presupuestarios, “que estaría por encima de los otros cuatro, pues dependería del Presidente de la República y no del ministro de la Defensa”. Confirmó que proyectos similares que aplican el concepto del “pueblo en armas” sólo se han aplicado en Cuba, Corea del Norte e Irán. “Es la conformación de un pueblo en armas, y sería una violación a una serie de tratados internacionales”. Fuente: El Universal. Liana Calderón.

comparte