El Comando Popular Militar contra la guerra económica inspeccionó 346 expendios de alimentos, pertenecientes a la red Bodegas de la Patria, que se encuentran distribuidos en ejes territoriales del estado Mérida, en la región andina venezolana.

Kenia Hernández, coordinadora de la secretaría ejecutiva del Comando Popular Militar contra la guerra económica, informó que la instancia ha inspeccionado más del 19% de la red compuesta por 1.790 pequeños y medianos expendios del estado.

“A la fecha se han evaluado 346. Lastimosamente, hemos tenido que suspender en la primera semana a 69 establecimientos y 82 en la última semana. Eso porque se han dedicado a revender los rubros a precios extremadamente altos”, informó Hernández este lunes, a la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

Detalló que la sanción a las bodegas infractoras, contempla el cierre del código para la compra de rubros regulados a los mayoristas, empresas que incluyeron en la red de bodegas a sus clientes habituales.

Explicó que la red de Bodegas Patriotas o Bodegas de la Patria, se conformó a partir del primer semestre de 2015, a través de un convenio suscrito entre mayoristas comerciales privados y el Ministerio del Poder Popular para la Alimentación.

“Los abordajes que hemos hecho en las comunidades, nos han permitido supervisar los pequeños establecimientos. Gracias a la contraloría social del pueblo, en las bodegas hemos conseguido gran cantidad de productos acaparados. Hay un programa establecido de Bodegas Patriotas, muchos de ellos (pequeños comerciantes) han sido beneficiados, pero no han sido responsables en la venta de los productos al precio justo”, señaló Hernández.

Intensificarán acciones

De la información ofrecida por la vocera, se desprende que en 43% de las bodegas inspeccionadas hasta ahora, se ha detectado sobreprecio en la venta de productos regulados y subsidiados por el Estado venezolano.

Es por ello que el Comando Popular Militar contra la guerra económica, adelanta una exhaustiva inspección de todos los establecimientos integrados a la red de bodegas.

“Esto nos ha permitido hacer el acompañamiento a varias parroquias, donde los ciudadanos participan de manera activa, para evitar el contrabando, la desviación de rubros y la especulación”, resaltó.

La instancia mixta, compuesta por instituciones gubernamentales, Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y poder popular, prevé el abordaje sistemático y progresivo de las 86 parroquias merideñas, para impulsar el debido abastecimiento y garantizar el derecho del pueblo a los rubros para su alimentación.

Si bien, la guerra económica de empresarios politizados y de la derecha nacional y extranjera, es el principal factor generador de especulación, acaparamiento y escasez en Venezuela, el incumplimiento de la responsabilidad social de los pequeños comerciantes, deteriora la economía y atenta contra la soberanía alimentaria de todo el pueblo.

Fuente: AVN

comparte